Airzone con la domótica y la eSalud

Airzone se marca nuevos retos para consolidarse como una de las empresas de referencia en el sector tecnológico andaluz. La compañía ha abierto dos nuevas líneas de negocio que derivan hacia la automatización residencial (domótica) y la tecnología sanitaria, también conocida como eSalud. Estas dos áreas se sumarán a la fabricación de sistemas de climatización por zonas que Airzone ya produce y distribuye en medio mundo y que son el grueso de su facturación. Antonio Mediato, director general de la compañía, explica que, en el primer caso, Airzone está desarrollando una red de sensores que posibilitará tener una "casa inteligente", es decir, que el hogar incorpore un sistema que le permita aprender el uso de la iluminación, del aire acondicionado, las persianas o de cualquier otro dispositivo de la casa con el objetivo de "alcanzar un ahorro energético de hasta el 50 por ciento". Este sistema es manejado manualmente por el usuario pero puede dejarse funcionado en modo automático con los parámetros previamente introducidos por el propietario de la vivienda. El cliente también podrá controlar el funcionamiento del aparato desde el exterior, pues contará con la tecnología necesaria para recibir información por el teléfono móvil, una agenda PDA ó un ordenador portátil. Mediato señala que este proyecto, en el que también colaboran la Universidad de Málaga y otras empresas del sector y que será presentado oficialmente en la feria internacional Matelec en Madrid en octubre, empezará a comercializarse "a finales de este año o principios del que viene bajo la marca At Home". Su precio es asequible para la mayor parte de los bolsillos pues, según Mediato, "ronda los 3.000 euros incluyendo la instalación". El director de Airzone hace especial hincapié en que este producto "no es la casa del futuro, sino que se puede adaptar perfectamente a los hogares actuales". De hecho, el primer perfil al que se van a dirigir los gestores de la compañía malagueña es hacia los promotores inmobiliarios para que lo incluyan en sus urbanizaciones. La segunda nueva línea de negocio es la tecnología sanitaria, un segmento con grandes opciones de futuro. Airzone, junto con otras empresas e instituciones, desarrolla actualmente un sistema de monitorización inalámbrica para pacientes. La empresa está apostando por la innovación para seguir creciendo. Mediato señala que la compañía se ha comprometido a invertir 4 millones de euros en I+D entre 2006 y 2007. Para ello contará con el apoyo de las administraciones públicas, pues la pasada semana fue una de las 14 firmas de la provincia que han visto aprobada su petición de subvenciones al Ministerio de Educación y Ciencia dentro de la convocatoria del Plan Nacional de I+D+i para parques tecnológicos. Fuente: Málaga Hoy