La refrigeración, declarada servicio esencial

Las empresas de refrigeración son actividades esenciales para la sociedad. El Real Decreto-Ley 10/2020, de 29 de marzo, por el que se establecen y regulan las actividades esenciales y vinculadas con las mismas en relación con el COVID19, incluye a las empresas de refrigeración dentro de los puntos 2, 4, 5 y 25 del Anexo. Por lo tanto, y tal y como siempre ha expuesto AEFYT, Asociación de Empresas del Frío y sus Tecnologías, el sector es imprescindible para el funcionamiento de otros servicios básicos.

La refrigeración, declarada servicio esencial

Las actividades descritas en el Anexo al RDL incluyen la instalación y mantenimiento de instalaciones frigoríficas; la fabricación y distribución de equipos, componentes y material frigorífico para refrigeración no doméstica; y ejecución o ampliación de instalaciones de refrigeración que estaban en ejecución cuando se promulgó el Real Decreto-Ley y que están destinadas a dar servicio a las actividades esenciales que establece la mencionada legislación. Entre ellas, se incluyen las actividades que forman parte de la cadena de producción de la industria alimentaria, aquellas que dan servicio a la sanidad y centros informáticos y de cálculo. También es imprescindible que las empresas que suministran material a los fabricantes de los citados equipos, puedan incluirse entre las exentas a la hibernación fabril para no provocar el paro por falta de materias primas.

AEFYT destaca, además, la importancia del acondicionamiento de aire de bienestar que se aplica por razones de salubridad en sanidad (paritorios, quirófanos, habitaciones de clínicas y hospitales, tanatorios y servicios funerarios); además, su uso es imprescindible para el funcionamiento de salas de ordenadores, centros informáticos y de cálculo.

Estamos satisfechos de la inclusión de las empresas de refrigeración como imprescindibles en estos momentos difíciles para el conjunto de la sociedad. Como servicios esenciales, seguiremos trabajando para ayudar a superar esta crisis y solicitamos, como siguiente paso, un merecido reconocimiento público para nuestros técnicos, que con su esfuerzo y conocimiento contribuyen a que los sectores críticos funcionen a la perfección”, afirmó Manuel Lamúa, gerente de AEFYT.

AEFYT

El sector del frío en España, con una facturación de más 5.000 millones de euros, suma 22.000 puestos de trabajo directos con tasas de empleabilidad del 100%. Todo ello es posible gracias al trabajo de más de 5.000 empresas instaladoras certificadas y más de 200 empresas fabricantes, consultoras y comercializadoras de suministros y equipos frigoríficos.